Ir al contenido principal

¿CÓMO PUEDO SABER SI ME HAN PUESTO UNA MULTA DE TRÁFICO?

 

 



 ¿Nos podemos librar de pagar una multa si no somos notificados de la sanción por parte de la DGT? ¿Cómo funcina el sistema de notificaciones? Y si creo que me han podido multar... ¿Qué herramientas puedo usar para salir de dudas? A continuación vamos a aclarar estas y otras dudas referentes a las multas de tráfico.

 

Por muy buenos conductores que creamos ser, o que intentemos ser, nadie, absolutamente nadie está libre de ser sancionado con una multa. Hay casos en los que estas sanciones están más que merecidas, pero en otras pueden ser simples despistes.

Normalmente tenemos tendencia a pensar de que, si no somos “pillados” en el acto, salimos indemnes de la infracción porque ningún agente de la autoridad competente nos ha visto. Pero eso es un grave error, porque hay muchos casos en los que podemos ser sancionados y notificados de la multa unos días después.


El problema del asunto viene entonces con este trámite administrativo: el de la notificación. El deber de la Administración es notificarte las sanciones o procedimientos en tiempo y forma, pero el tuyo es darle los datos correctos a la Administración, cosa que a veces no ocurre. Por este motivo, puede darse el caso de que no nos enteremos de que hemos sido multados. Y si piensas que te puedes librar por no ser notificado estás equivocado, ya que existe la falsa creencia de que si no te notifican la sanción, esta caducará y te irás de rositas, pero en realidad la única forma de poder librarse de una multa es la prescripción o el recurso.

De modo que lo ideal sería tener nuestros datos actualizados en la base de la Dirección General de Tráfico, pero como a veces no tenemos tiempo para los trámites administrativos otra buena solución es la que acudir a buscadores de internet para saber si tengo multas pendientes, sobre todo en esos casos en los que sospechemos que hemos sido cazado in fraganti.


ASÍ SE NOTIFICA UNA MULTA DE TRÁFICO




El procedimiento que tiene la administración para comunicarte las sanciones es, cuanto menos, efectivo. Una vez que la notificación ha sido creada, la Administración denunciante debe dártela a conocer, y lo hará en la dirección que tú hayas facilitado a la DGT.

Si no estás en casa cualquier mayor de 14 años que se encuentre en el domicilio puede firmar la recepción y dejarte la sorpresa en la mesa del recibidor. En caso de no haber nadie en el domicilio o directamente no abrirle la puerta al cartero (porque ya sabes lo que hay), tienes que saber que se practicará un nuevo intento de notificación en los días siguientes.

Y ojito con rechazar las notificaciones, ya que pese a que no sepas de qué se trata, se te dará por notificado. En caso de que se te dé por notificado, ya sea mediante la correcta recepción o mediante el rechazo de la misma, empezará a correr el plazo de 20 días para pagar o recurrir. Una vez finalizado el plazo, comenzará el periodo ejecutivo de cobro de las sanciones.

Ahora bien, en el caso de que tras estos dos intentos la notificación no se hubiese realizado, se dará por cumplida esta etapa del proceso y se procederá a la publicación de la misma en el TESTRA (Tablón Edictal de Sanciones de Tráfico) y en Tablón Edictal Único. En resumidas cuentas, que da igual que vivas en una capital de provincia o en un remoto pueblo, ya que gracias a este tablón y al TESTRA podrás saber si tenemos multas de tráfico pendientes de abonar. Y cuidado, porque desde el día siguiente a la publicación, comenzará el periodo voluntario para pagar la multa.

En resumidas cuentas, que la Administración te intentará notificar la sanción en el domicilio en dos ocasiones y da igual que ya no vivas allí, ya que es tu deber como ciudadano notificar a la DGT los cambios de residencia. 



¿CÓMO PUEDES CAMBIAR EL DOMICILIO EN LA DGT?

 


Como ya hemos visto, si cambias de domicilio tienes que notificar el mismo en la Jefatura Provincial de Tráfico del lugar en el que residas, siendo un trámite totalmente gratuito. Las vías para poder hacerlo son:

Por internet: en la aplicación web de la DGT y a través de cl@ve.

Presencialmente: en cualquier Jefatura u Oficina Provincial de Tráfico, solicitando cita previa, o en el Ayuntamiento de tu localidad, aunque deberás informarte previamente si tienen convenio establecido para poder realizar este trámite.

Por teléfono:
A través del teléfono 060 puedes cambiar el domicilio, a efectos de notificación, de tu permiso de conducir. Tras comprobar tus datos, verificarán que el nuevo domicilio coincide con el existente en el padrón del INE, procediendo a realizar el cambio solicitado.

Desde tu Smartphone: con la app miDGT, aplicación para móviles y tablets de la DGT. Descargándote la aplicación móvil miDGT, podrás consultar y modificar la dirección de tus notificaciones de tráfico de manera gratuita tanto para Android como iOS

Comentarios

Entradas populares de este blog

MOTORES. CARACTERÍSTICAS, VENTAJAS E INCONVENIENTES DE LOS DISTINTOS TIPOS DE ARQUITECTURAS

Siempre he odiado a esa gente que dice que la verdadera belleza está en el interior, y que no importa el aspecto físico de alguien para acabar enamorándote de él o ella. No quito que puedan tener razón, pero no seamos hipócritas; lo primero en que te fijas en una persona es en su físico, más que nada porque es lo primero que ves, y después, si el físico te agrada comienzas a conocer su interior.  Con los coches ocurre lo mismo: lo primero que te entra por los ojos es su carrocería, y si te gusta comienzas a valorar aquellos aspectos que no se ven a simple vista y a los que les das importancia. Uno de esos aspectos (a mi juicio de los más importantes) es el motor. Hay quien dice que el motor es el corazón de un coche, pero yo creo que es ir más allá; es su ADN, lo que marcará su comportamiento, sus límites y su capacidad, en definitiva, su personalidad.  Son muchos los componentes que marcan las diferencias entre el motor de un coche hecho para divertir, al de otro construid

¿VERDADERAMENTE SON FIABLES LOS MOTORES DOWNSIZING?

Si hay una leyenda o mito común en el mundo del automóvil, es la de pensar que un buen motor debe tener un equilibrio en su relación potencia-cilindrada. Recuerdo que cuando era pequeño y me interesaba por las conversaciones de los adultos, cuando hablaban de coches la frase "ese motor está más apretado que los tornillos de un submarino" era muy común.  Y lo cierto es que para mi dicha afirmación era algo de total sentido común, hasta tal punto de que siempre ponía el mismo ejemplo: el motor de un coche es como el cuerpo de un ser humano, y al igual que a un hombre de 60 kilogramos le costará mucho más esfuerzo levantar un peso determinado que a uno de 100 kilos de puro músculo, un motor tendrá también sus limitaciones dependiendo de su cubicaje y número de cilindros.  ¿Pero qué ocurre si a nuestro hombrecillo comenzamos a atiborrarle de anabolizantes? Exacto, puede llegar al nivel de nuestro machote de 100 kilos. Pues con los motores actuales estamos viendo

MOTORES ATMOSFÉRICOS vs TURBO, TODO LO QUE NECESITAS SABER (explicado para torpes)

A día de hoy, los motores con algún tipo de sobrealimentación se han apoderado de la práctica totalidad del mercado, postulándose como una solución ideal para reducir el consumo sin renunciar a la potencia. ¿Pero es todo de color de rosa en estos motores? ¿Realmente son mucho mejores que los motores atmosféricos?