Ir al contenido principal

¿ES POSIBLE HACER UNA REPROGRAMACIÓN AUMENTANDO LA POTENCIA Y DISMINUYENDO EL CONSUMO?

 


¿Qué es una reprogramación? ¿Realmente son efectivas para aumentar la potencia y disminuir el consumo? ¿En qué tipo de coches son más eficaces? Y lo más importante, ¿cuánto suelen costar?



En esencia, un motor de combustión interna no ha cambiado desde hace décadas en lo que a sus piezas mecánicas se refiere: cilindros, pistones, válvulas, levas, cigüeñal, etc. Sin embargo, ya no nos resulta una rareza ver como en el mercado existen vehículos que ofrecen una mecánica con la misma cilindrada, pero distintas potencias. Diferencias que en algunos casos exceden los 100 CV entre uno y otro.

¿Cómo es posible este hecho? La respuesta se encuentra en la electrónica. Hoy en día los fabricantes desarrollan un motor en concreto y de ese motor, usando la electrónica (y algún elemento mecánico, según sea el caso), ofrecen al usuario diversas opciones con sus diferentes potencias. Resumiendo, que la gestión electrónica puede mejorar las prestaciones de un motor.

 

¿QUÉ ES UNA REPROGRAMACIÓN?

 

 

Antaño, quien quería potenciar su motor debía cambiar muchos aspectos del motor, dejándose en ello bastante dinero. Afortunadamente, ahora es mucho más fácil y más barato haciendo una reprogramación de la centralita, algo que podemos realizar acudiendo a un centro especializado. Y da igual en que ciudad nos encontremos, ya que existen centros especializados por toda la geografía española y podemos hacer reprogramación de centralitas en Barcelona, Madrid, Bilbao, o incluso si vivimos en localidades lejanas del núcleo urbano.

Ahora bien. ¿En qué consiste una reprogramación? A grandes rasgos, la centralita (o ECU) es la que se encarga de controlar la inyección de combustible, el tiempo de ignición, la optimización del flujo de aire, entre otros. Es decir, que la reprogramación de la ECU consiste, a grandes rasgos, en la modificación por software de los parámetros que determinan cómo se comporta la mecánica del vehículo, de ahí que se puedan conseguir interesantes ganancias en las prestaciones del mismo.

Es definitiva, que es posible reprogramar la centralita de tu coche aumentando la potencia y disminuyendo el consumo de combustible.

 

¿REALMENTE SE PUEDEN BAJAR LOS CONSUMOS? 

 


 

Seguramente suene a quimera… ¿Subir la potencia y a la vez bajar los consumos? Pues sí, ya que se pude reprogramar la centralita con la intención de conseguir un aumento del par motor a bajas y medias revoluciones, para obtener una mayor eficiencia en la conducción.

Es lo que se conoce con el término de Eco Tuning, ya que consiguiendo un extra de par en bajas y medias revoluciones, podemos conseguir un vehículo capaz de trabajar de forma más eficiente en un rango de revoluciones inferior, por lo que se puede circular durante más tiempo a marchas largas y además no se necesita reducir en otras muchas ocasiones.

Por este motivo el Eco Tuning es muy eficaz si posees un vehículo turbo diésel o si eres profesional del transporte, y más en los tiempos actuales en el que el precio del gasóleo está disparado y nada hace presagiar que se revierta la tendencia alcista.

 

VEHÍCULOS IDÓNEOS PARA REPROGRAMAR.

 


Como dice el dicho: “milagros a Lourdes” Evidentemente, no esperes que tu coche se vuelva un cohete de la noche a la mañana tras una reprogramación, ya que los límites existen. Es decir, que debemos tener en cuenta las limitaciones particulares de la mecánica, porque de lo contrario podemos perder vida útil de una forma muy sencilla.

Los vehículos que más se pueden beneficiar de una reprogramación de centralita son aquellos que recurren a mecánicas turbo (hoy en día casi todos), donde se puede extraer hasta un 25% de la potencia. Por el contrario, si eres más de vieja escuela y tienes un motor atmosférico, conseguirás como máximo un incremento del 10%.

 

¿CUÁNTO CUESTA UNA REPROGRAMACIÓN DE CENTRALITA?

 


 

Evidentemente, dependerá del centro especializado que elijamos, ya que las tarifas entre unos y otros variará, al igual que la calidad del trabajo realizado. Pero para poner unas cifras orientativas, podemos decir que en el caso de motores de tres y cuatro cilindros oscilan entre 200 y 400 euros, mientras que nos iremos hasta los 600 o 700 euros en el caso de motores con más cilindros. 

 

Comentarios

Entradas populares de este blog

MOTORES. CARACTERÍSTICAS, VENTAJAS E INCONVENIENTES DE LOS DISTINTOS TIPOS DE ARQUITECTURAS

Siempre he odiado a esa gente que dice que la verdadera belleza está en el interior, y que no importa el aspecto físico de alguien para acabar enamorándote de él o ella. No quito que puedan tener razón, pero no seamos hipócritas; lo primero en que te fijas en una persona es en su físico, más que nada porque es lo primero que ves, y después, si el físico te agrada comienzas a conocer su interior.  Con los coches ocurre lo mismo: lo primero que te entra por los ojos es su carrocería, y si te gusta comienzas a valorar aquellos aspectos que no se ven a simple vista y a los que les das importancia. Uno de esos aspectos (a mi juicio de los más importantes) es el motor. Hay quien dice que el motor es el corazón de un coche, pero yo creo que es ir más allá; es su ADN, lo que marcará su comportamiento, sus límites y su capacidad, en definitiva, su personalidad.  Son muchos los componentes que marcan las diferencias entre el motor de un coche hecho para divertir, al de otro construid

¿VERDADERAMENTE SON FIABLES LOS MOTORES DOWNSIZING?

Si hay una leyenda o mito común en el mundo del automóvil, es la de pensar que un buen motor debe tener un equilibrio en su relación potencia-cilindrada. Recuerdo que cuando era pequeño y me interesaba por las conversaciones de los adultos, cuando hablaban de coches la frase "ese motor está más apretado que los tornillos de un submarino" era muy común.  Y lo cierto es que para mi dicha afirmación era algo de total sentido común, hasta tal punto de que siempre ponía el mismo ejemplo: el motor de un coche es como el cuerpo de un ser humano, y al igual que a un hombre de 60 kilogramos le costará mucho más esfuerzo levantar un peso determinado que a uno de 100 kilos de puro músculo, un motor tendrá también sus limitaciones dependiendo de su cubicaje y número de cilindros.  ¿Pero qué ocurre si a nuestro hombrecillo comenzamos a atiborrarle de anabolizantes? Exacto, puede llegar al nivel de nuestro machote de 100 kilos. Pues con los motores actuales estamos viendo

MOTORES ATMOSFÉRICOS vs TURBO, TODO LO QUE NECESITAS SABER (explicado para torpes)

A día de hoy, los motores con algún tipo de sobrealimentación se han apoderado de la práctica totalidad del mercado, postulándose como una solución ideal para reducir el consumo sin renunciar a la potencia. ¿Pero es todo de color de rosa en estos motores? ¿Realmente son mucho mejores que los motores atmosféricos?